29 jul. 2012

Honor y larga espera

La selección celeste olímpica en la previa a un encuentro amistoso.


Las proezas obtenidas en los Juegos Olímpicos de 1924 y 1928 se ven muy lejanas. Un largo período de tiempo, ochenta y cuatro años para ser exactos, tuvo que esperar la selección uruguaya de fútbol para volver a competir en la cita olímpica. En aquellos juegos de antaño, Colombes y Amsterdam, los uruguayos se alzaron en lo más alto del podio con la medalla de oro colgada sobre el pecho; demostrándole al mundo que en las tierras bañadas por el Río de la Plata se encontraba la mejor muestra de fútbol de la época.

Aquellas consagraciones olímpicas permanecen intactas en la memoria colectiva de la sociedad uruguaya. Es justamente por eso que, luego de tanto tiempo, la expectativa ha vuelto y se ha instalado en el interior de cada uruguayo.

La delegación de Uruguay, como la de los otros países que competirán en fútbol, consta de dieciocho jugadores. A continuación la lista:

  1 - Martín Campaña
  2 - Ramón Arias
  3 - Diego Polenta
  4 - Sebastián Coates
  5 - Emiliano Albín
  6 - Alexis Rolín
  7 - Edinson Cavani
  8 - Maximiliano Calzada
  9 - Luis Suárez
10 - Gastón Ramírez
11 - Abel Hernández
12 - Jonathan Urretaviscaya
13 - Matías Aguirregaray
14 - Nicolás Lodeiro
15 - Diego Rodríguez
16 - Tabaré Viudez
17 - Egidio Arevalo Ríos
18 - Leandro Gelpi

Dirigidos por el mismo entrenador de la selección mayor, Óscar Washington Tabarez.

Mi percepción, siempre tomando en cuenta a todos y separando algunos con chapa de candidatos (como Brasil), es que la selección celeste será dura de vencer y dará batalla.

La expectativa que tengo con Uruguay en fútbol es alta, y me encantaría que obtuviera una medalla. Si repite la del mismo color que en 1924 o 1928, moriría de alegría.

2... las medallas obtenidas; 18... los encargados de combatir y defender esta gloriosa camiseta; y 84... los años de espera. La victoria frente a Emiratos Árabes Unidos en el debut alimenta aún más la ilusión... ¡URUGUAY NO MA!

17 jul. 2012

Juegos Olímpicos de Londres 2012

Logo oficial de los JJOO y panorámica de la ciudad anfitriona.


Los Juegos Olímpicos que se disputarán en la ciudad de Londres, tendrán lugar desde el 27 de julio hasta el 12 de agosto de 2012. La capital inglesa se convertirá en la primera sede en ser elegida tres veces para albergar la competición.

Se estima que 10.500 deportistas, cifra aproximada, de 204 federaciones nacionales afiliadas al Comité Olímpico Internacional compitan en el evento. Estos números son muy similares a los registrados en los Juegos de Beijing 2008.

La antorcha olímpica posee un diseño que se asemeja a una malla dorada. Además, su forma triangular tiene varias connotaciones: los valores olímpicos de «respeto, excelencia y amistad»; el lema olímpico «más rápido, más alto, más fuerte»; el número de ocasiones que la ciudad ha acogido los Juegos Olímpicos; y las áreas de trabajo de Londres 2012: «deporte, educación y cultura». Entre sus creadores están Edward Barber y Jay Osgerby.

A diferencia de otras ediciones, la antorcha no tendrá una trayectoria internacional. Sino que se moverá desde Grecia directamente hasta Gran Bretaña. El 19 de mayo inició su recorrido y finalizará el 27 de julio, fecha de la inauguración del evento.

El logotipo fue revelado el 4 de junio de 2007 por el presidente del Comité Olímpico y los embajadores de los juegos. Representa el número «2012» e incluye los anillos olímpicos y la palabra «Londres». Además simboliza «el espíritu olímpico y la disposición de los juegos para atraer la participación del público». Será la primera vez en donde el logotipo será igual para los Juegos Paraolímpicos.

Las mascotas nacieron de las gotas de acero caídas de la construcción de la última viga de apoyo del Estadio Olímpico de Londres, según el relato creado. Sus nombres son: Wenlock y Mandeville. Se repetirán, también, para los Juegos Paraolímpicos.

Diecisiete serán los días que dure el evento e incluirá un total de veintiséis deportes que se distribuirán, a su vez, en treinta y nueve disciplinas. A pesar de la fecha de inauguración —27 de julio—, la pelota de fútbol comenzará a rodar el 25 del mismo mes.

Cada vez falta menos para que los JJOO trasciendan y comiencen...

11 jul. 2012

Leyendas contemporáneas del deporte

El suizo Roger Federer celebrando su séptima consagración en Wimbledon.


Muchas veces me he detenido a pensar cómo han ocurrido cosas en el pasado, eventos muy importantes o inigualables; personas que por su capacidad/habilidad han destacado, llegando incluso a convertirse en "la mejor de la historia" en determinada área. Rótulo que, en su mayoría, premia a personas que no vi, pues la diferencia de años era muy grande y, hoy por hoy, las susodichas han fallecido.

En otros casos, donde los premiados siguen con vida, no mantienen en activo la práctica que los hizo famosos; rápidamente, en esto último, se me viene a la mente futbolistas de la talla de Cruyff, Maradona o Pelé, que hoy ya están retirados.

Casualmente hoy no vengo a hacer mención del fútbol o jugadores del deporte rey. Dentro de los deportistas que quiero mencionar, hay dos relacionados al mundo del automovilismo, y un tercero al tenis. Les cuento por qué ellos y no otros; en principio, porque los admiro como a ningún otro en sus respectivos deportes, y los considero los verdaderos #1 en lo suyo. No sólo como opinión subjetiva, sino que me baso también en sus logros, los récords que han obtenido, los títulos y distinciones que los ha laureado.

Michael Schumacher es uno de ellos. El piloto alemán, quien planeó un retiro hace unos años, volvió a la principal categoría del automovilismo mundial —la Fórmula 1— con nuevos retos y desafíos, tras haber tenido una trayectoria llena de victorias, podios y títulos, que lo convierten en leyenda. Tuvo su mejor 'época' como piloto del equipo Ferrari, donde se cansó de ganar y ser el mejor.

En su haber cuenta con 295 carreras comenzadas, 91 victorias y 7 títulos. Actualmente, defiende los colores de Mercedes GP. No se trata de un equipo de punta, pero para el multicampeón no deja de ser un lindo desafío para 'probarse' con sus cuarenta y tres años.

Si hablamos de tenis, es imposible no mencionar al gran Roger Federer. El suizo ha cautivado a todos con su clásico estilo de juego, obteniendo una cantidad descomunal de Grand Slam, entre muchos torneos que ha ganado. Recientemente llegó a una nueva final en Wimbledon, y salió victorioso. Obteniendo así su séptimo título en ese mismo torneo, marca que sólo pocos privilegiados poseen. Además, volvió a ser el número 1 del ranking ATP, igualando así a Pete Sampras en el número de semanas estando en el top mundial.

Verlo jugar, gane o pierda, siempre es un gusto. Mencionar, además, que casualmente en el tenis nos ha tocado vivir una gran época. No sólo por el nivel y los logros del suizo, sino que además hay tenistas como Rafael Nadal o Djokovic que han demostrado su gran valía en la arena de las máximas competiciones. Y por cuestión de edad, aún tienen mucho más para mostrar y demostrar. Sin dudas, estos y muchos otros, han enriquecido la historia del tenis.

Sebastian Loeb, piloto francés. Ha destacado en el rally. Es activo desde 1999, pero lo sorprendente es que desde la temporada 2004 ha monopolizado la corona. Desde entonces, ha ganado las ocho temporadas contiguas (hasta 2011). Tal vez las competiciones de rally no tengan el mismo poder mediático que la Fórmula 1 —máxima categoría— u otros deportes, pero no por eso hay que quitar méritos o importancia; no es fácil ganar, menos aún volver a hacerlo, ratificando, y por si fuera poco, ocho veces.

Se convirtió de esa manera en el piloto que más veces ha levantado el título como campeón de temporada, por eso, creo con creces que es válida su mención. Loeb, junto a Federer y Schumacher, son las leyendas contemporáneas del deporte, y debemos ser agradecidos de poder disfrutarlos. Posiblemente hayan más deportistas cuyos logros ameriten mención —como Lance Armstrong y sus Tour de France— que serán tratados en una nueva entrada.

Si se te ocurre alguno, no temas comentarlo. Y espero que les haya gustado la entrada.